San Simón de Rojas, historia, vida y fecha festiva

San Simón de Rojas fue en vida una persona muy devota a la virgen maría. Su devoción, conjuntamente con el hecho de que sus primeras palabras fueron “Ave maría” y que su apostolado estuvo basado en hacer saber la importancia de ella en la obra de Dios, se conoce también como “Apóstol del Ave maría”. A continuación te contamos más sobre su vida.

¿Quién es San Simón de Rojas?

biografia de San Simón de Rojas

San Simón de Rojas es un Beato  que forma parte de los venerados por la iglesia católica. Su gran devoción por la virgen maría lo llevó a fundar una congregación que estaba destinada a su veneración y a brindar ayuda a los necesitados, tal como ella lo haría. Debido a que su apostolado se basó fundamentalmente en esto, también fue conocido como el “Apóstol del ave maría”. De hecho, estas dos últimas fueron las primeras palabras que el niño emitió.

Lo que mayor gozo le daba a San Simón era realizar sus visitas a los santuarios marianos. También le causaba mucho júbilo orar a María e imitar todo lo que ella hacía. De igual manera, le encantaba cantar alabanzas y expresar la importancia que tenía la virgen María en la obra del Creador. Gracias a los estudios que realizó durante su vida, pudo comprender la misión de su venerada en la obra de salvación de los seres humnanos.

Historia, vida y biografía de San Simón de Rojas

El nacimiento de San Simón de Rojas tuvo lugar el 28 de octubre del año 1552 en Valladolid (España). Vivió su tiempo de infancia en compañía de sus padres y sus hermanos; Ana, Gracia y Gregorio. No fue sino hasta los catorce meses, que quien ahora es San simón emitió sus primeras palabras, las cuales fueron solamente dos: Ave María. Todos vieron esto como una señal de que el niño era un elegido del cielo.

Sus cualidades religiosas estaban muy marcadas, pero en la vida civil no le iba tan bien; de pequeño sufrió muchas burlas debido a su manera de hablar pues era muy introvertido, además de corto para el aprendizaje. Sin embargo, era devoto a la virgen y sumamente obediente a sus padres, y esto lo hacía ser una persona amada.  

Estudios

Habiendo cumplido los doce años de edad, nuestro venerado fue ingresado al convento trinitario que estaba ubicado en su ciudad natal, lugar en el que se preparó para su profesión religiosa. Se preparó para su vida religiosa a partir del 28 de octubre de 1572, y fue allí donde comenzó a desarrollarse en las cosas que Dios le había encomendado.

Luego de un año fue enviado a Salmanca, donde asistió a la universidad para cursar cuatro años en el área de teología y tres en artes. Estuvo estudiando desde 1579 hasta 1587 y se convirtió en un verdadero maestro; preparó varios grupos de trinitarios: obispos, instructores y otros profesionales religiosos de la orden.  

A pesar de que estuvo involucrado con varias casas, las preferencias de San Simón de Rojas siempre estuvieron inclinadas hacia los santuarios de la Virgen. Un tiempo después de haberle sido reclamadas varias casas, fue enviado a la Provincia Castilla como visitador, esto sucedió en dos ocasiones. En otra oportunidad, fue también a Andalucía.

El día 14 de abril del año 1612, San Simón se convirtió en el fundador de la Congregación de “Esclavos del Dulcísimo Nombre de María”. Para el período de 1619 se le nombró Maestro de niños en España y el 12 de mayo del año 1621 se eligió como sacerdote de la Isabel de Borbón (una reina).

Obras

La congregación laical que fue fundada por San Simón Rojas admitía a todos los rangos sociales, pues todos los que deseaban entrar a ella podían hacerlo, sin importar a qué clase pertenecieran. Los que estaban inscritos, entre los que se encontraban el rey y sus hijos, estaban obligados a honrar a María, prestando la atención necesaria a sus hijos predilectos; los necesitados. Esta obra aún permanece en España.

San Simón de Rojas era de los más reconocidos contemplativos de la época antigua. Además de esto, era un gran formador de personas religiosas que se convertían en almas entregadas a la oración. Sin embargo, deseaba que existiera una unión entre la dimensión contemplativa y la activa para que las obras de misericordia se realizaran con mucha más frecuencia.

Entre sus principales obras estuvieron la liberación de esclavos y el consuelo de enfermos, marginados y desheredados. Cuando la corte le encargó tareas, puso como condición principal que se le diera el permiso para continuar ayudando a los pobres, a los cuales prestaba atención sin importar la hora del día.

Muerte

San Simón de Rojas falleció el 29 de septiembre del año 1624 en Madrid. La santidad de este hombre devoto y sus virtudes, fueron exaltadas por los oradores más famosos durante doce días. Motivado e impresionado por esto, el Nuncio del Papa, el 8 de octubre del año siguiente emitió una ordenanza para que los procesos relacionados con su santificación fueran iniciados.

Beatificación

La beatificación de San Simón de Rojas fue llevada a cabo el 19 de mayo de 1766 por Clemente XIII. Por otro lado, el 3 de julio del año 1988 Juan Pablo II registra a este fiel siervo de María en el Catálogo de los Santos que hasta la actualidad están siendo venerados por los fieles de la iglesia católica.

Fecha festiva de San Simón de Rojas

Los fieles que le rinden homenaje y le hacen veneración a San Simón de Rojas, se reúnen todos los 28 de septiembre para conmemorar ese día en el que este beato partió a los cielos para estar en presencia de su creador y su venerada virgen María.

Lo que más destacó en la vida de San Simón de Rojas, fue su devoción a la virgen María, la cual lo llevó a realizar la mayoría de las obras que hizo durante toda su vida. Además de hacer saber lo importante que era su venerada para la salvación de los humanos, este beato se dedicó a ayudar a los pobres y los esclavos. Por otro lado, desde niño fue una persona correcta y obediente.